Nuestras placas de inducción para cocinar son rápidas, seguras y eficientes. Nos interesa cuidarte a ti y a tu familia. 

 

  • Seguridad: imagina que un día se te olvida colocar el recipiente en la placa, no te preocupes, que en esos casos la placa de cocina se apagará sola. Además, apenas se genera calor en el cristal y desaparece rápidamente cuando se apaga, con lo que reducirás el riesgo de quemaduras. Algo que sabemos que es muy importante para los pequeños y personas mayores. Ademas cuentan con un sistema de bloqueo para impedir que los niños la enciendan.

  • Rapidez: el tiempo es un bien muy preciado por eso, el nuestras placas de inducción se reduce el tiempo de precalentamiento a la mitad, respecto a la vitrocerámica.

  • Eficiencia: Estas cocinas están diseñadas para generar energía en producir calor con un ahorro del 45% 

  • Limpieza: el cristal se calienta muy poco en comparación con una placa vitrocerámica, por lo que los alimentos o líquidos vertidos no se adhieren y su limpieza se hace mucho más sencilla.